17:33 -Lunes 26 Febrero 2024
30.5 C
Santiago
Categorias:

Emiko Sepúlveda delegada chilena en la COP28: “Si detenemos las emisiones, después del 2100 el planeta debería empezar a recuperarse”

Entre el 30 de noviembre y el 12 de diciembre de 2023 se llevará a cabo en Dubai la COP28, instancia internacional para avanzar en la lucha contra el cambio climático, y en particular, para revisar y levantar una agenda en torno al Acuerdo de París que estableció disminuir la temperatura a nivel global a no más de 2°C al 2100 y 1,5 °C al 2030.

El 2023 es el año intermedio entre el 2015 cuando se tomó el Acuerdo de París y el 2030, donde se espera que las emisiones de gases de efecto invernadero disminuyan en un 43 %. Sin embargo, desde el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) se concluye que los gobiernos planifican producir alrededor de un 110% más de combustibles fósiles de aquí a 2030.

De este modo, el balance mundial o el “global stocktake” será crucial en esta Conferencia mundial para medir la ejecución de los compromisos concertados y alcanzar otros a partir de datos inequívocos.

Desde la capital de Emiratos Árabes Unidos, Emiko Sepúlveda Mabe, Coordinadora Nacional de la Conferencia Nacional de Juventudes sobre Cambio Climático LCOY Chile y una de las cien delegadas de todo el mundo en la International Youth Climate Delegate Program, indicó que esta COP28 se ve muy compleja.

Sus puntos se dirigieron principalmente al ruido que ha generado la presidencia del sultán Ahmed Al Jaber en la COP28, Ministro de Industria y Tecnología de los Emiratos Árabes también y miembro de la Compañía Nacional de Petróleo de Abu Dhabi.

Por otro lado, la representante abordó que el debate comenzó a incluir las medidas de mitigación frente al impacto que el cambio climático está produciendo en diferentes regiones y países, incluyendo ya puntos de no retorno:

También se  refirió a las dificultades para lograr implementar acciones que  pongan límite al cambio climático y que los impactos no sean peores, dado que en las actuales condiciones los 4 ° C serán una realidad en menos de 80 años.

De esa manera, la representante indicó que si se detienen las emisiones al ritmo actual, después del 2100 el planeta podría recuperarse:

 

La presencia de las nuevas generaciones

Acerca de la propuesta emanada en la Declaración Nacional de la Juventud sobre Cambio Climático de Chile, Emiko Sepúlveda destacó la participación de cerca de 600 personas hasta los 35 años, que construyeron en torno a los cuatro elementos de la naturaleza, y priorizando cinco desafíos dirigidos hacia la acción.

Entre los tópicos, destacó la demanda por la participación e integración de infancias y juventudes en las decisiones socioambientales locales y a nivel país, así como la reivindicación de los pueblos originarios en la protección de la biodiversidad:

También se refirió al tema de las disposiciones existentes para sancionar las malas prácticas contra los ecosistemas, pero apuntando a que se carece de las capacidades suficientes para hacerlas cumplir:

Por otra parte, Amiko Sepúlveda desde Dubai apuntó a la visión paternalista con la que se considera cultural y políticamente la participación de los jóvenes y las infancias al abordar la crisis climática, señalando que es necesario apoyar esta contribución y facilitar la adquisición de capacidades:

 

Chile en la discusión global

Por otro lado, valoró lo expresado por el Ministro de Relaciones Exteriores, Alberto Van Klaveren quien respecto a la participación de Chile en la cumbre, enfatizó que los esfuerzos en mitigación y en adaptación requieren un trabajo conjunto.

La delegada chilena indicó que es una postura necesaria y que  el país está tratando de facilitar discusiones en adaptación, en tanto el sur global y Chile no contribuyen al problema, pero sí son severamente afectados por ellos.

Chile cumple 7 de los 9 criterios de vulnerabilidad pese a que contribuye con solo un 0.3% de las emisiones, explica Emiko. Por otro lado, al igual que países islas como Mauricius o Samoa, Rapa Nui en el territorio nacional, puede verse completamente erradicada producto del aumento del nivel del mar, por lo cual se requieren adaptaciones en materia de transición energética, en la reducción del consumo y cambios en la política que permite a países del primer mundo ser subsidiados por los otros.

Finalmente, respecto a la nueva propuesta de Constitución, la Coordinadora de LCOY Chile llamó a votar de manera informada observando que aquella no es mejor que la actual y advirtió que en materia climática podría conducir a una situación más caótica.

 

image_pdfDescarga como PDFimage_printImprime este artículo

Artículos Recientes

spot_img

Te podría interesar

Skip to content