00:41 -Domingo 26 Mayo 2024
11.9 C
Santiago

Repudio mundial: Parlamento Canadiense homenajea a soldado nazi en un intento de apoyar a Ucrania

En lo que resultó un gesto repudiado internacionalmente, el parlamento canadiense rindió un homenaje a Yaroslav Hunka, ucraniano veterano de la segunda guerra mundial, quien fue miembro del grupo de voluntarios Waffen-SS, grupo acusado de genocidio de civiles en Polonia en dicha guerra. Al poco tiempo de ser difundido el pasado nazi de Hunka, desde el ministerio de relaciones exteriores polaco, emitieron un comunicado oficial en el que anuncian el inicio de una investigación, que podría terminar en una extradición y juicio del veterano nazi por estar implicado en crímenes de lesa humanidad. El presidente del parlamento canadiense Antonhy Rota, precursor del homenaje, presentó su renuncia este martes.

La situación de la guerra Ruso-Ucraniana está en su peor momento para Kiev, luego de una fracasada “Contraofensiva de Primavera” y de constantes cuestionamientos de los países occidentales, que observan como, el dinero, las armas y los equipamientos que entregan para la guerra son destruidos en el frente ruso sin lograr los avances prometidos.

En medio de fuertes cuestionamientos internos, que han supuesto dimisiones y expulsiones de los altos mandos, Volodomir Zelenski inició una gira internacional, que dio comienzo en la 78° Asamblea de las Naciones Unidas, con una aparición bastante eclipsada en los medios internacionales. Al no obtener los resultados esperados, el mandatario de Ucrania se dirigió a Canadá, buscando apoyo mediático, político y económico.

Efectivamente, fue bien recibido por Justin Tradeu, su par canadiense, y para el viernes 22 de septiembre se preparó una sesión especial en el parlamento del país norteamericano, a la que acudiría el propio Zelenski, pero que tendría varias sorpresas.

En medio de la sesión especial, el ex presidente del parlamento canadiense, se tomó un momento para homenajear al ex soldado nazi, declarando: «Tenemos en la cámara a un canadiense ucraniano, veterano de la Segunda Guerra Mundial, que luchó por la independencia de Ucrania contra los rusos y sigue apoyando a las tropas incluso a sus 98 años de edad».

En ese momento Hunka se puso de pie, siendo ovacionado por todo el parlamento, Zelenski levanto su puño en señal de hermandad, sin embargo, el gesto político, aplaudido en un principio, no tardó en tornarse amargo para los implicados.

El ex soldado nazi siendo ovacionado por el Parlamento y autoridades militares de Canadá

La organización judía dedicada a perseguir criminales nazis, Friends of Simon Wiesenthal Center (FSWC), dieron a conocer que Yaroslav Hunka, fue soldado de la 14ª División de Granaderos Waffen-SS, una unidad conocida como Galitzia que fue creada para combatir a la Unión Soviética, formada principalmente por voluntarios ucranianos afines al nazismo y a la que se le atribuye el asesinato de miles de civiles polacos.

En su comunicado se expresaron «profundamente perturbados por el hecho de que el Parlamento canadiense haya reconocido a un veterano ucraniano que sirvió en una unidad militar nazi durante la Segunda Guerra Mundial».

14ª División de Granaderos Waffen-SS, Yasrolav Hunka es el soldado del centro que mantiene una rodilla en el suelo.

Renuncia de Rota y reacciones internacionales

Al ser expuesta la situación, Antonhy Rota, presidente de la cámara de los comunes, quien milita en el Partido Liberal Canadiense, dimitió como presidente de dicha instancia, expresando que el homenaje habría sido “un error” y argumentando que desconocía el pasado de Yaroslav Hunka, a quien homenajearon precisamente por “pelear por la independencia de Ucrania en contra de los rusos”.  Mientras que el mandatario canadiense, Justin Tradeu tildo el hecho como “vergonzoso”, y explicó que supuestamente él no tenía conocimiento de la presencia de Hunke, hasta el momento en que se lo homenajeo.

Por su parte, el ministerio de relaciones exteriores ruso, emitió una declaración oficial en la que culpan a Canadá de “coquetear con el nazismo”, señalando que las relaciones entre ambos países atraviesan una crisis, dada la posición del gobierno de Ottawa. Además, declararon: “No es casualidad que en este país se hayan erigido monumentos a los líderes del nacionalismo ucraniano y que la gran mayoría de nazis que recibieron asilo, como Yaroslav Hunka, vivan tranquilamente su vida, elogiados y defendidos (…) como luchadores contra el comunismo ruso”.

Desde Polonia, no solo rechazaron el homenaje al veterano Nazi, además abrieron una investigación para investigar el papel desempeñado por Hunka durante la guerra. En caso de comprobarse su participación en las masacres (lo que es altamente probable), emitirán una orden de captura y de extradición hacia Canadá, para juzgar al criminal de guerra, que hasta ahora se mantenía impune.

381415828_698439971690027_9000739242955467888_n
image_pdfDescarga como PDFimage_printImprime este artículo

Artículos Recientes

spot_img

Te podría interesar

Skip to content