00:07 -Lunes 22 Abril 2024
15.3 C
Santiago

Ceramistas y voluntarios confeccionan cientos de flores para el Patio 29

Una hermosa campaña realizaron un conjunto de personas y el colectivo Patio 29 Resistencia confeccionando flores de cerámica, con el propósito de destacar la presencia del emblemático lugar en el Cementerio General, a 50 años del Golpe. 

“A inicios de agosto se realizó la acción de instalación de flores donadas por ceramistas, personas ligadas al mundo de la cerámica y también aprendices del oficio del barro. Se necesitaban 700, un número que parecía imposible considerando los tiempos del barro y del fuego. Llegaron 800″, comentó la artista y profesora de arte, Laura Leonicio, una de las activas participantes del proyecto.

Susana Tagle, gestora de la iniciativa y simpatizante del colectivo Patio 29, detalló en entrevista la experiencia: “Nunca pensamos llegar a ese número porque es complejo y eso significa que hay mucho cariños detrás; hay colegios y universidades que participaron y eso deja el corazón muy arriba en estos 50 años que son muchos para que tengamos a personas sin saber su paradero”.

Respecto a lo histórico y significativo de la intervención, expresó que hubo mucho cuidado puesto en el proyecto, incluso en detalles como dar un peso exacto a las piezas que colgarían de las cruces: “Fue impresionante el trabajo que se hizo ahí, el apoyo que hubo desde el Ministerio de Cultura”, precisó respecto al lugar reconocido como sitio de memoria desde el año 2006.

Susana Tagle señaló que aunque ya no quedan restos humanos en el lugar, Patio 29 es un espacio importante por tener que ver con las fuerzas comunes y los hallazgos de los primeros detenidos, ejecutados y desaparecidos por la dictadura cívico y militar. “No hay olvidar que existieron fosas comunes en Chile y lo dramático que allí sucedió”, indicó.

A través de esta iniciativa, la gestora relevó la necesidad de integrar a las nuevas generaciones en el respeto y ejercicio de la memoria. ”Hay que ir haciendo nuevas voces, hay que hacer el relevo (…) hay que pensar que el Estado tiene un rol importante como la protección de estos sitios de memoria, pero también tenemos que participar. Eso fue lo bonito y esperanzador del proyecto. Fue autogestión y no es barato hacer cerámica en Chile, pero cuando pedimos descuento en la Casa del Ceramista nos regaló todo, otras personas dijeron “Hago cien”, en Til-Til, en los talleres.  Lo que hace falta es la forma para llegar y eso va hacer preservar”, expresó.

Por otra parte, Susana llamó a visitar el Patio, a sacar fotos y compartirlas en las redes,  “así vamos a llegar a mucha más gente y para que cada uno se sienta partícipe de la historia”.

image_pdfDescarga como PDFimage_printImprime este artículo

Artículos Recientes

spot_img

Te podría interesar

Skip to content